lunes, 19 de noviembre de 2012

4º día en Sicilia: Siracusa - Catania - Taormina

Anfiteatro romano (Siracusa)
Lo mejor para poder aparcar cerca del Parque Arqueológico de Siracusa es madrugar bastante e ir con tiempo. Los tickets se compran justo enfrente de la entrada, cruzando la avenida, y aunque parezca que luego no los piden a nadie, al pasar a la zona donde está la "Oreja de Dionisio" sí que los piden. Aparte de esta original cueva, llamada así por su semejanza con una oreja humana, destacan el anfiteatro romano y el teatro griego, que llegó a ser el mayor de Sicilia. Se recomienda llevar calzado cómodo porque, aunque el parque no es demasiado grande, hay muchos rincones que merece la pena visitar.


Catedral de Catania
Siguiente parada.... Catania, la segunda ciudad más grande de Sicilia. Su tráfico en día laborable es un auténtico caos, pero cerca del centro hay una amplia zona de aparcamiento limitado. Conserva un teatro griego, en una de las calles principales que desembocan en la plaza del Duomo, con su característica Fuente del Elefante y la majestuosa Catedral. Destaca también el mercado de pescado de Via Garibaldi, así como las tiendas y cafés de Via Etnea. Para elegir un buen sitio donde comer, lo mejor es pasear por el centro y buscar una terraza en alguna de sus plazas o rincones más tranquilos.


Fuente del Elefante (Catania)
Y para concluir bien el día, qué mejor lugar que la bella Taormina... Aunque es tan bonita que merece una entrada del blog dedicada exclusivamente a ella. 


Taormina